Se acabó el colegio... ¡¡Viva el Verano!!

El fin de curso supone un último esfuerzo para conseguir un merecido descanso. Con los últimos días de exámenes y de entrega de trabajos se llega a la meta de todo un curso. Diez meses después de iniciar con ilusión, cuadernos, libros, estuches nuevos, esquemas, problemas bien o mal resueltos, aprendizajes, en fin experiencias. 



Ahora llega el momento de recoger el fruto del esfuerzo, llegan las notas finales. En general en el segundo trimestre ya se van apreciando las carencias y posibilidades, donde poner mayor esfuerzo y qué asignaturas necesitan un refuerzo. 

En el último trimestre hay que hacer el sprint final para conseguir promocionar al curso siguiente. Si no es posible promocionar habrá que valorar este hecho como algo necesario que puede ser positivo, aprender de los errores cometidos, y superar las dificultades juntos, padres, hijos e hijas. 

En ocasiones las expectativas de los padres y las madres no se ajustan a la realidad de sus hijos e hijas, lo adecuado es aceptar desde el respeto la evaluación de los profesionales de la educación y trabajar juntos, padres, madres, profesores y el propio niño o niña para superar ese bache y mejorar al curso siguiente. 

¿Y qué hacer en verano? Durante casi dos meses nuestros hijos e hijas tienen mucho “tiempo libre”, incluso aquellos que tienen que prepararse para las recuperaciones de algunas asignaturas en septiembre van a necesitar un breve tiempo de descanso. 

Aquellos padres y madres que trabajan los dos y no pueden o no quieren contar con el apoyo familiar buscan actividades organizadas que ocupen durante algunas horas el tiempo libre de sus hijos e hijas, las colonias urbanas. Están también los campamentos fuera de casa, en la montaña o en la playa, lugares donde divertirse y conocer nuevos amigos. 

Para aquellos que no han encontrado o no han tenido tiempo de planificar el largo verano os adjuntamos un enlace del Ayuntamiento de Zaragoza con ofertas variadas.

Es aconsejable un periodo de inactividad para retomar los nuevos retos con energías renovadas. Deseamos que disfrutéis de un verano “a vuestra medida”, con la familia, con los amigos, y sobretodo y como dice el epílogo de este vídeo hecho en un colegio de Zaragoza: “Ser buenas personas para hacer un mundo mejor”



Comentarios

Entradas populares de este blog

Influencia del orden de los hermanos

Relación entre hermanos a lo largo del ciclo vital

¿A quién va dirigida la Terapia Familiar, de Pareja, Individual y Laboral?